todo por dianavision

Aquí es donde comparto mis comentarios de cine, cortos y algunos poemas. Bienvenidos

lunes, 4 de mayo de 2009

Déjame entrar






Låt den rätte komma in, es decir más o menos Déjame entrar (2008) es un película sueca, premiada en festivales como el de San Sebastián y Tribeca Films, basada en la novela de John Ajvide Lindqvist y dirigida por Tomas Alfredson, es una cinta que realmente ha refrescado al cine de vampiros a través de una extraordinaria historia amor y terror entre chico de doce años y una vampiresa de la misma edad.

La historia se desarrolla en los nevados paisajes de Estocolmo, donde vive Oskar, que se encuentra en ese tránsito de la niñez a la adolescencia; lleva una vida solitaria marcada por el hostigamiento de sus compañeros de clase, sumergido en un mundo de fantasías asesinas que lo aficionan a coleccionar la nota roja de los periódicos; a la par, una ola de asesinatos ha surgido en su ciudad, hecho que concuerda con la llegada de Eli, su nueva vecina, una chica que parece no sentir el efecto de frío, que solamente sale por las noches, y cuyo semblante es siempre vulnerable; ella es acompañada por un hombre una tanto siniestro.

Esta cinta aborda el tema de los vampiros a partir de un enfoque más poético, filosófico, emotivo y franco del que que estamos a costumbrados a ver en el cine de vampiros, dado a la juventud de los dos personajes principales, pero sobre todo a la forma en la que la historia misma conduce al espectador a descubrir solidas metáforas visuales que encarnan al verdadero sentimiento vampírico, una mezcla de vulnerabilidad, de soledad y de fuerza asesina, una desesperada búsqueda de la esperanza a partir de la desesperanza. El vampiro lleva una vida tormentosa, pero a la vez revela una incapacidad para dejarse morir, un vampiro es un personaje seductor que no sólo se alimenta de sangre si no de emociones y este es un efecto de la película que nos embriaga.

La cinta posee unos valores estéticos extraordinarios en el tratamiento del suspenso y de la violencia, en dicho tratamiento una imagen explicita no es más impactante que una fina secuencia que estimula nuestra imaginación, el verdadero terror está en la mente. La fotografía dirigida por Hoyte Van Hoytema es excelente y el diseño de audio nos envuelve en una serie de sensaciones tanto subjetivas como atmosféricas, el espectador percibe el frío, la respiración, el hambre, etc. La culminación de la historia es circular, feliz y patética al mismo tiempo, inocente y maligna, ámbitos pasionales en los que el retorcido amor occidental siempre se mueve.


4 comentarios:

rafael morales orozco dijo...

hola diana, yo tuve oportunidad de ver esta película en la cineteca hace dos meses, y que mejor espectáculo que la gran pantalla y la obscuridad de los personajes; en general la película se me hizo impresionante, y puedo decir que supero mis expectativas, y no solo por q soy fanático de las historias vampíricas -nosferatu, el horla, lestat, lilith- sino por el tratamiento del tema, del amor a la sangre y a la muerte, de un escenario que contrasta y eleva el rojo, la nieve que envuelve a ese microuniverso en un encierro claustrofóbico: la noche eterna. Sino por q además en ese microuniverso, un vámpiro es tan normal como un homosexual, como la persona alejada del exterior, o el que encierra sus recuerdos en un portafolio, o el bully indeseable a todo adolescente; es decir, si en la realidad existen esas clases de personas, también puede existir un vampiro...

la mejor escena, toma en extremo picada, long shot sala, eli esta en su departamento esperando el tiempo y el día, y juega con unas cartas, como si fuera niña, como si quisiera serlo, en lo personal, me gusta el desenlace de esa escena...

si, la foto, el guión, el sonido, la producción, el arte excelente, y que cagado, es la primer película no romántica ni cómica del director... jajaj es la misma premisa: si un vampiro es tan humano como cualquiera, todos podemos intentar hacer cine como tal!!!

rafael morales orozco

diana dijo...

Rafa? gracias por tu comentario, me gustó mucho esa peli debería ver mas cine así, bueno y reciente jejeje, lástima que me encuetre lejos de la cineteca, ese lugar tan ... noble , estoy deacuerdo contigo en que la figura del vampiro es una hiperbole del conflicto interno existencial del ser humano, todos (aunque algunos en especial) hemos sentido el deseo de prolongar nuestra vida, absorvemos la energia de otros através de libros, cine, amor, nos alimentamos del mismo ser humano, hemos sentido que nuestra alma es en el fondo vieja, hemos huido para no morir, tienes razón, las cosas que le pasan al vampiro son el el el fondo cosas muy humanas. Genial no? suertecita

Alexxandra Joplin Burton dijo...

amiga... a modo de disculpa, he dejado en mi blogg una canción que no puede ser mas que para vos.

Es un gusto que hayas cumplido un año mas de vida... lo supe y recordé todo el tiempo, pero habalndo de chips, como la otra vez... hay uno que me hace dejar de lado esas cosas importantes.

Te quiero mucho y eso no cambia, disfruta tu canción y saca a pasear ese corazón!

ah.. y ven a vivir con... bueno, ya sabes lo que sigue..

amor y paz!!!!

DMO's Space dijo...

Tambièn la vì, me gustò, sobre todo que hacìa tanto frìo que me congelè por semanas... ideal para conservar esa temperatura aquì en Tabasco...